Séptima etapa, las Meteoras

Hemos amanecido en el hotel de Kalampaka temprano, a las 8:00 ya estábamos desayunando, porque queríamos visitar algún monasterio de las Meteoras antes de que llegase la multitud.

Por una carretera que da la vuelta a todas estas montañas hemos accedido hasta la entrada del monasterio llamado «Gran Meteoro». Vale tres euros la entrada y, visto uno, visto todos. Como muchos lugares de gran afluencia turística es una especie de escenario de cartón piedra, donde todo está preparado para la visita del coleccionista de selfies, las zonas realmente interesantes para los que buscan algo histórico están vetadas al visitante y la fugacidad entre objetivos visitables es la tónica.

Grecia (49)

Realmente lo más interesante de Meteora es el enclave y la arquitectura de todo lo edificado en las cumbres de esas extrañas formaciones rocosas que, según la tradición, colgaban del cielo. Desde luego es un lugar tan especial como para dedicarle una pausada visita: información de la zona no te faltará para documentar tu vista. Es un lugar muy recomendable, pero no podrás evitar las consecuencias del turismo masivo.

fbt

Después de abandonar los monasterios ortodoxos que cuelgan del cielo, atravesamos la tediosa región central de Grecia, en busca del Parque Natural del Monte Parnaso, donde hemos parado las motos en la localidad de Delphi, preparando la visita de mañana al yacimiento de Delfos.

cof
Comida típica de Grecia

Las motos se comportan de maravilla, ayer las sometimos a miles de curvas, asfaltos desastrosos, baches por doquier, tramos de tierra… No han tosido una sola vez. Hoy hemos cogido 80 km de autopista, para pasar cuanto antes la llanura de la región central griega y sus 34° centígrados (a pleno sol), y sólo las ruedas de la BMW F700 de Raquel se quejaban (unas Karoo 3) cuando pasábamos de 120 km/h. Las Karoo Street que montamos Chichu y yo nos están gustando cada día más, pero no son aptas para los amantes del silencio: dependiendo de la carga que lleve la moto, entre 85 y 105 km/h notas que llevas unas ruedas con esculpido agresivo. En los túneles llega a ser molesto, pero es el precio a pagar por montar unas gomas tan versátiles. ¿Os habéis fijado que muchos moteros de largas distancias utilizan tapones de gomespuma para los oídos? Ahí está la solución 🙂

ACCEDE DESDE ESTE ENLACE A TODAS LAS FOTOS DEL VIAJE

Recorrido 7. Kalampaka-visita monasterio Gran Meteoro-Trikala-autopista nueva Kentrikis Elladas Grecia Central que se acaba y se coge la E65 para subir al parque Katafigio Agrias Zois-y bajar dirección Termópilas hacia Amfisa-Delphi.

Los comentarios están cerrados.

WordPress.com.

Subir ↑

Crea tu sitio web con WordPress.com
Empieza ahora
A %d blogueros les gusta esto: